viernes, 7 de diciembre de 2012

El sabor clásico de la filosofía

El gobierno reunido en consejo de ministros está decidido a sembrar el país de damnificados. Perdemos ojos, brazos y haciendas al mismo ritmo que le crece la nariz al barbado -que luego dicen del otro. Al socaire de la sotanil protesta por la educación para la ciudadanía, se erigió el mentado en defensor de la concepción "clásica" de la filosofía. ¡Y tan clásica!.  Ya me lo hizo ver un amigo: dos tazas de cicuta por departamento, ¡oído cocina! Y vamos a ver de donde sacamos unos hígados, que algunas mesas apetecen Foie -¿o eran unas latitas de caviar? aquellos del teléfono, digo.



De como se menosprecia una profesión.

5 comentarios:

Joselu dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Joselu dijo...

Cuando todo va mal uno piensa que al menos nos queda la literatura y la filosofía. De la literatura ya nadie se acuerda, desapareció y nadie se dio cuenta, ahora le toca el tajo a la filosofía o lo que queda de ella entre tanta psicología y sociología. No quiero caer en el tópico de que lo que quieren es una sociedad ignara. Es demasiado rebuscado. No, lo que pasa es que ellos mismos son los ignaros y no saben siquiera qué están haciendo. La filosofía y la literatura son para gentes raras, anómalas, y no vacunan incluso contra la estupidez, desengáñate, ya no existe pensamiento fuera del adocenado que nos embute, que nos salchichoniza.

Serenus Zeitbloom dijo...

desensalchichonizador, que nos desensalchichonice, buen desensalchichonizador será

Luis dijo...

OH, Serenus!!

Vuelven los tiempos de las tribulaciones o, quizás, nunca nos abandonaron, seguían ahí, latiendo como bestias o alienígenas. Leo que nos reducen.

Recibe un saludo

L

Serenus Zeitbloom dijo...


Sí, Luis, tendremos que buscar todos los medios para hacernos hacernos cír:

Meme Historia de la filosofía