sábado, 3 de mayo de 2008

Jüdisches Museum Berlin.



Hemos viajado hasta aquí en vagones sellados; hemos visto partir hacia la nada a nuestras mujeres y a nuestros hijos; convertidos en esclavos hemos desfilado cien veces ida y vuelta al trabajo mudo, extinguida el alma antes de la muerte anónima. No volveremos. Nadie puede salir de aquí para llevar al mundo, junto con la señal impresa en su carne, las malas noticias de cuanto en Auschwitz ha sido el hombre capaz de hacer con el hombre.


Primo Levi. Si esto es un hombre.

Museo Judío de Berlín

2 comentarios:

Jueves dijo...

Hace solo algo más de un mes que leí esta obra de Primo Levi. Sigo todavía con el pánico en el cuerpo: qué es un hombre, qué es una mujer, en dónde están los límites de la humanidad (estoy convencida de que mi cobardía y mi debilidad deben de acercarme a una raza diferente... ¿qué será esto, entonces?) dónde estamos los que sabemos que seres humanos se convierten en vigas de hierro, en troncos podridos, en muertes... y hacemos como si estuviéramos sordos o ciegos... Nos convertimos entonces, con nuestro silencio y disimulo, en vigas de hormigón, en árboles muertos, en no sé qué que se parece a un hombre o a una mujer, y que a lo mejor es eso...
Serenus, siento comprender tan poquito...
Este verano, si sigo siendo una persona, iré a Berlín y visitaré el museo. Gracias por el recuerdo y por el adelanto.

Serenus dijo...

Jueves

Cómo te envidio que tengas planeado visitar Berlín en verano; llevo algún año sin hacerlo pero durante cinco veranos consecutivos visité Berlín, y siempre deseo volver. La historia reciente del siglo XX se puede palpar allí en cualquier rincón. El museo Judío es una de la visitas obligadas –aunque no siempre se hace porque está un poquito fuera del circuito principal- pero hay muchas, muchas... no olvides tomar un Eiskaffe en la Oranienburgstrasse junto a la Nueva Sinagoga. Por cierto, que en este blog puedes hacer un paseo en barca por Berlín -en Paisajes.

A mi también me impresionó la lectura de "Si esto es un hombre", creo que lo leí de corrido en un par de días -un libro que yo califico de poético en muchas de sus páginas. Como dice Levi: “ proporciona documentación para un estudio sereno del alma humana”.

Qué lejano de “los pijamas a rayas” que se apilan en la Fnac..

Saludos