martes, 14 de octubre de 2008

ESCRIBIENDO EL CURRÍCULUM . Wislawa Szymborska.


¿Qué hay que hacer?
Presentar una instancia
y adjuntar el curriculum.

Sea cual fuere el tiempo de una vida
el curriculum debe ser breve.

Se ruega ser conciso y seleccionar los datos,
convertir paisajes en direcciones
y recuerdos confusos en fechas concretas.

De todos los amores basta con el conyugal,
los hijos: sólo los nacidos.

Importa quién te conoce, no a quiénes conozcas.
Viajes, sólo al extranjero.
Militancia en qué, pero no por qué.
Condecoraciones sin mencionar a qué méritos.

Escribe como si jamás hubieras dialogado contigo mismo
y hubieras impuesto entre tú y tú la debida distancia.

Deja en blanco perros, gatos y pájaros,
bagatelas cargadas de recuerdos, amigos y sueños.

Importa el precio, no el valor.
Interesa el título, no el contenido.
El número del calzado, no hacia dónde va
quien se supone que eres.
Adjuntar una fotografía con la oreja visible:
lo que cuenta es su forma, no lo que oye.
¿Qué oye?
El fragor de las trituradoras de papel.

Wislawa Szymborska.


En cuanto acabe las programaciones prometo volver a leer y escribir.
Peste de competencias y ¡subcompetencias!

6 comentarios:

Jueves dijo...

¡Gracias por el poema!
Hace mucho tiempo que lo leí, y ahora me suena distinto... Claro, estas canitas, que van dando luz a cuanto miro... Creo que lo voy a utilizar en mi "taller literario" con 3ºE... ¡Ya veremos qué sale!

Y sí, también yo vivo entre competencias, tratando de no sentirme más incompetente de lo que soy y de no reducirme a un hilito de papel saliente de una máquina trituradora...

¡Hasta pronto y paciencia con la programación!

Serenus Zeitbloom dijo...

Pues te aconsejo que releas dos: Notas de una excursión no realizada al Himalaya, y La Feria de los milagros.

Aunque dada la falta de canas de los de 3ºE no sé si les dirán nada.

No hace mucho que utilizaba a menudo la poesía con mis alumnos y creo que funcionaba.. habrá que recuperarla.

Un saludo.

chelucana dijo...

Bonito y desesperanzador. Diría que lo habías escrito tú mismo. Muy waldenland25 ;-)

Serenus Zeitbloom dijo...

¿Desesperanzador? No sé. Lúcido, certero diría yo.
Ya nos gustaría tener un poquito de la lucidez de Szymborska.

Pascual González dijo...

Celebro ver que también eres admirador de Szymborska. Yo suelo leer algún poema suyo todos los años en clase. Aunque sólo sea por darme el gustazo. :).

Serenus Zeitbloom dijo...

Sí, Pascual, siempre había utilizado bastante la poesía en mis clases, Borges, Hierro, y Szymborska está entre mis preferidas.Es cierto que últimamente la he utilizado menos, pero espero hacerlo más este curso aprovechando el recorte lectivo... ¡que no lo pague también la poesía!